El Valencia recibe el nuevo año con victoria ante el Eibar (1-0)

F. Estellés/ @siskoestelles

Trabajada victoria del Valencia ante el Eibar para dar la bienvenida al año nuevo. Los de Celades se imponen al equipo de Mendilibar en un partido con muchas ocasiones para los blanquinegres, pero con un solo gol. Maxi Gómez reapereció con un gol que a la postre vale tres puntos y que deja al Valencia pegado a la zona Champions de la tabla. Con muchas ocasiones a la contra, los blanquinegres no cerraron el partido en el segundo tiempo y acabaron sufriendo para certificar la victoria. Con todo, el Valencia fue muy superior. El Valencia acaba la primera vuelta invicto en Mestalla.

Año nuevo en Mestalla. El Valencia abría el recién estrenado 2020 recibiendo en casa al Eibar de Mendilibar. Partido exigente para arrancar el nuevo año y un mes muy exigente, cargado de partidos importantes para el Valencia.

Los de Celades llegaban en un buen momento, tras el parón navideño, con las altas de Maxi Gómez, Gameiro y Cillessen. Salvo el Uruguayo, que partía de inicio en el once titular el portero holandés y el atacante galo se quedaban en el banquillo. El once del Valencia, muy reconocible con un centro del campo formado por Parejo, Coquelin, Soler y Ferran Torres, y en ataque Rodrigo y el citado Maxi. Detrás Diakhaby acompañaba a Paulista en el eje de la zaga acompañados en las bandas por Gayá y Wass. La portería era para Jaume, brillante y seguro durante casi dos meses jugando como titular por la baja de Cillessen.

Empezó con la presión muy alta el Eibar, que impedía la salida del balón del Valencia. Hasta el minuto cuatro no se estiró el conjunto blanquinegre, que lo hizo con una jugada al primer toque desde atrás, para llevar a Ferran a forzar el primer corner. A la salida de este, Rodrigo, tras un rechace, disparó a puerta en fuera de juego.

En el seis, tras una preciosa contra por la izquierda conducida por Gayá, el de Pedreguer la puso al segundo palo para que Ferran, con el exterior de su derecha, se sacara un zapatazo que pasó rozando el palo de la meta de Dimitrovic. Ocasión clara para el Valencia.

En el minuto nueve era Inui quien intentaba sorprender a Jaume desde la derecha con un disparo con mucha intención que pasó cerca del palo de la portería valencianista. El partido se animaba con un juego muy vertical por parte de ambos equipos.

En el minuto trece el Valencia perforaba la meta visitante tras un pase de Parejo que dejaba solo a Maxi, que tras driblar marcaba a placer, sin embargo el tanto no subió al marcador por fuera de juego, por centímetros, del delantero uruguayo.

En el diecisiete era Rodrigo quien remataba de cabeza a la salida de un corner ejecutado por Parejo. El hispanobrasileño se elevó por encima de todos y de cabezazo limpio remató ajustando al travesaño. Nueva ocasión local.

En el veinticuatro, una buena combinación entre Rodrigo y Maxi, acababa con una asistencia del uruguayo a Rodrigo en el segundo palo, a la que no pudo llegar, otra vez por centímetros, el internacional español con Dimitróvic prácticamente batido. Rozaba el gol el Valencia.

En el minuto veintisiete, esta vez Maxi no iba a perdonar, tras una jugada colectiva exquisita, que empezó Soler por la izquierda con un control imposible para que Parejo viera a Wass en la derecha, que desde la linea de tres cuartos la puso al segundo palo donde Maxi rematara de cabeza a gol. Abría la lata el Valencia. Maxi Gómez marcaba su primer gol del año justo el día de su reaparición. (1-0).

Los jugadores celebran el gol del delantero uruguayo/ Fotos: Lázaro de la Peña.

Se crecía el Valencia que llegaba al área del Eibar con verticalidad y precisión. Así, solo tres minutos después del gol otra vez otra larga combinación acaba en corner para los valencianistas. Saque de esquina que se sacó sin consecuencias. Aplaudía Mestalla.

En el minuto treinta y siete Pedro León se sacaba un derechazo que obligaba a volar a Jaume, con una gran estirada, para evitar el tanto del empate eibarrés. Ocasión clara. Poco más en el primer tiempo. Partido bonito. Descanso.

No hay VAR para el Valencia

Salió intenso de nuevo el Eibar, adelantando las líneas para buscar al Valencia en su cancha. A la salida de un corner favorable a los visitantes, en el cincuenta, Bigas remataba de cabeza al travesaño tras una mala salida de Jaume, que no midió bien. Susto para la parroquia valencianista.

Hasta el minuto cincuenta y cinco no llegó con claridad el Valencia a la meta visitante. Fue en una recuperación de Soler que se la puso a Maxi para que tras deshacerse de su par disparara a puerta para acabara en corner. A la salida de este Diakhabi remataba de cabeza pegado al palo derecho de Dimitrovic.

Solo un minuto después, entre Maxi y Rodrigo se fabricaban una ocasión de gol con un servicio del hispanobrasileño al segundo palo para que Maxi no llegara por milímetros a hacer el segundo para el Valencia. Minuto cincuenta y seis y de nuevo ocasión clara blanquinegra.

En el minuto sesenta una contra del Valencia acabo con un servicio de Ferran a Carlos Soler, que desde dentro del área remató pero su chut lo interceptó con la mano Charles. Ni el colegiado ni el VAR vieron nada pese a las protestas de los jugadores del Valencia y los pitos de Mestalla. La mano era clara, pero no hubo pena máxima ni revisión. Cabreo en la grada.

En el sesenta y seis otra vez polémica en Mestalla tras otra buena jugada que acabó con centro al primer palo de Soler ante la llegada de Maxi. El Uruguayo fue derribado dentro del área pero el árbitro tampoco apreció nada. Pitada monumental.

En el setenta entraba Gameiro por un ovacionado Maxi Gómez, que se despedía con los honores de la grada. El delantero galo entraba para reactivar el ataque valencianista.

En el setenta y seis Jaume sacaba un cabezazo de Charles tras una falta favorable al Eibar y ensayada por los vascos. El cabezaso del central, era desviado por Jaume a corner con otra parada meritoria del ‘Gat d’Almenara’.

En el ochenta y tres entraba Kondogbia por Rodrigo. Solo un minuto después el Valencia podía matar el partido a la contra tras una recuperación en campo propio que permitió a Ferran llegar hasta la linea de fondo y forzar un corner. tensión en la grada por que el Valencia no cerraba el partido.

A dos minutos para el final Coquelin era sustituido por Cheryshev. Y casi a continuación se sacaba una jugada personal desde la banda derecha que acababa con un centro que no encontraba rematador.

Con cuatro minutos de prolongación el Valencia quería congelar el cuero. El Eibar apuraba sus opciones ante la impaciencia de la afición. Nervios en la grada. pero al final se consumó la primera victoria del Valencia en 2020, tres puntos muy valiosos tras el pinchazo del Sevilla, que dejan a los de Celades a tres puntos de la zona Champions. El Valencia acaba la primera vuelta invicto en Mestalla.