El Real Madrid no tiene piedad de un Valencia con dos caras (5-1)

Los blanquinegres salen goleados del Santiago Bernabéu con dos partes muy diferentes

F. Estellés/ @siskoestelles

Dolorosa derrota del Valencia en el Santiago Bernabéu en un partido que tuvo dos caras muy diferentes; la del primer tiempo que pese a encajar dos goles pudo igualar de haber aprovechado sus claras oportunidades, y la de un segundo tiempo nefasto en el que en dos minutos, tras dos errores clamorosos , los merengues apuntillaran al Valencia para cerrar con un quinto gol, maquillado con el tanto de Hugo Duro al final. Mucho trabajo de recuperación anímica tiene Baraja en un partido que llega con el parón liguero tras él. Toca levantarse y seguir

Saltó el Valencia con mucha personalidad a un Santiago Bernabéu casi lleno y con un Real Madrid que presentaba la baja confirmada de Jude Bellingham. Con el Valencia acercándose al área madridista en la primera contra local, corría el minuto dos, y tras un pase de cuarenta metros de Toni Kroos, Dani Carvajal le cogió la espalda a Gayà en al frontal del área para sacarse un zurdazo y batir a Mamardashvili. Se adelantaban los merengues (1-0).

No desfalleció el Valencia que se fue al ataque con determinación pese a haber encajado el gol. Así en el minuto ocho Hugo Duro pudo batir a Lunin en una acción en la que recibió dentro del área, se revolvió, y se sacó un disparo a bocajarro para que Lunin sacara el chut del delantero de Getafe. Ocasión clarísima.

Tan trepidante era el partido, que en la siguiente acción Vinicius arrancó desde la izquierda, apuró línea de fondo y disparó desde dentro del área un chut que desvió levemente Mamardashvili a corner en una clara ocasión para el delantero brasilero. En la salida del corner el propio Vinicius pudo batir a Mamardasvili, esta vez por la banda derecha, en una acción en la que el delantero apuró línea de fondo pero disparó a la lateral de la red de la portería del Valencia.

En la siguiente acción, Hugo Duro tuvo de nuevo el empate en sus botas tras un pase magistral de Canós que dejó a el delantero solo ante el portero del Real Madrid para que Hugo Duro rematara, con todo a favor, sobre el cuerpo del meta merengue. Se lamentaba el delantero blanquinegre. No había tregua en un partido con ritmo, ocasiones y disputado en cada acción. El Valencia iba a por el empate sin complejos. El Madrid respondía con contras letales y su pegada habitual.

A la media hora, una falta sobre Correia, la ponía Pepelu en el área pero no encontraba rematador. Los de Baraja seguían porfiando en ataque. En defensa, se replegaban con rapidez pese ala velocidad de los estiletes madridistas.

En el treinta y tres Pepelu iba al piso en una acción con Vinicius y el de Denia veía la amarilla por derribar al brasileño. a la salida de la falta, en la banda derecha, Rodrygo reclamaba penalti en una acción en la que Gayà le robó el cuero con claridad. ¡Sigan, sigan! Decía el colegiado Sánchez Martínez.

EL Valencia insistía en ataque pese a dejar las retaguardia descubierta al adelantar descaradamente las líneas. Valientes los chicos de Baraja. Descarados y con personalidad pese a ir perdiendo, El Valencia quería el empate y merecía el premio.

En el cuarenta pudo empatar el Valencia, tras un saque de esquina ensayado en el que Pepelu la puso al segundo palo para que otra vez Hugo Duro fallara, por tercera vez, una clara oportunidad para empatar. Y como el Madrid no perdona, en la siguiente acción en una jugada nacida de las botas de Rodrygo desde la banda derecha, ponía un centro al segundo palo para que Vinicius marcara el segundo tanto para el Real Madrid. El fútbol era caprichoso, del posible empate al segundo gol madridista en apenas sesenta segundos de diferencia. (2-0).

Los errores condenan al Valencia

Peor no pudo arrancar el segundo tiempo porque a los tres minutos de la reanudación, tras un errar en el pase de Paulista, Vinicius aprovechó el regalo del central del Valencia para caracolear y sacarse un derechazo y batir a Mamardashvili. (3-0), y tan solo un minuto después, el propio Mamardashvili le regalaba el cuero a Rodrygo para que el otro brasileño merengue hiciera el cuarto gol madridista. Desastre absoluto. El Valencia tiraba el partido con dos errores clamorosos que sentenciaban el partido. A Rubén Baraja se lo llevaban los demonios desde la banda. (4-0). Los errores condenaban al Valencia.

El Pipo sustituyó a Gayà y Thierry por Foulquier y Yarek. El capitán se retiraba del campo visiblemente cabreado. Pipo reordenaba la defensa. El Valencia intentaba parar la hemorragia desde atrás, pero ya era demasiado tarde con un Madrid crecido y jugando a placer.

Con el Valencia muy tocado anímicamente el Real Madrid quería hacer todavía más sangre de un conjunto, el blanquinegre, totalmente abatido y ya sin ideas ni energía. En el sesenta nueve entraban Yarenchuk y Hugo González por Fran Pérez y Pepelu. La cara de los chavales era un poema.

Pudo meter el quinto Carvajal en una acción en la que combinó con Lucas Vázquez dentro del área y en la que el lateral intentó batir a Mamardashvili con un tiro raso por el primer palo. Sin embargo, el portero georgiano adivinó la intención del lateral y sacó la pierna para negar el gol del madrileño.

Y llegó el quinto para el Real Madrid. En el minuto ochenta y tres Rodrygo recibía de Fran García dentro del área y ante la pasividad de Pauliista le rompía la cintura con un recorte y cruzaba el cuero lejos del alcance de Mamardashvili, (5-0). El Valencia estaba siendo humillado ante un Real Madrid que no tenía piedad de los blanquinegres. La goleada escocía, y desde el banquillo Rubén Baraja con gesto serio y de preocupación veía como sus chavales se hundían.

Diego López en una acción durante el partido/ Fotos: VCF

Y lo que on las cosas, solo dos minutos después el Valencia hacía el gol del honor tras una acción por la derecha en la que Hugo González centraba al área para que al primer toque Hugo Duro, esta vez sí, batiera a Lunin (5-1).

Pudo meter uno más el Valencia en una acción en la que Diego López recibió dentro del área y disparó cruzado para que Lunin se luciera y desviara a corner con una estirada. A la salida del saque de esquina el Valencia consumaba su derrota más contundente esta temporada. Final en el Santiago Bernabéu. Derrota dolorosa. Baraja tiene trabajo para levantar el ánimo de sus chavales. Toca levantarse.

FICHA TÉCNICA

5. REAL MADRID: Lunin, Carvajal (N. Paz, 82’), Alaba, Nacho, Mendy (Fran García, 71’), Camavinga, Kroos, Fede Valverde (Modric, 56’), Brahim (Lucas Vázquez, 71’), Rodrygo y Vini Jr (Joselu, 82’)

1. VALENCIA CF: Mamardashvili, Thierry R. (Foulquier, 55’), Cristhian Mosquera, Gabriel Paulista, Gayà (Yarek, 55’), Pepelu (Yaremchuk, 70’), Javi Guerra, Fran Pérez (Hugo González, 70’), Sergi Canós (Hugo Guillamón, 64’), Hugo Duro y Diego López.

GOLES: 1-0 Carvajal, 3’; 2-0 Vini Jr, 43’. 3-0 Vini Jr, 49’; 4-0 Rodrygo, 51’; 5-0 Rodrygo. 85’; 5-1 Hugo Duro, 88’.

ÁRBITRO: Sánchez Martínez (C. Murciano). Amonestó a Pepelu, Foulquier,